Madrid: 91 218 61 28 | Andalucía: 95 566 49 67 | Barcelona: 93 299 09 74

En el mercado existen muchos tipos de acristalamientos para ventanas, siendo obvio que su comportamiento acústico cambia en función de la densidad del cristal con que están fabricadas. El mal aislamiento acústico es una de las deficiencias que más se dan en las viviendas junto con la humedad. Por tanto son muchas las medidas que se pueden tomar para prevenir la transmisión de los sonidos procedentes del exterior y que se filtran y desvían por una estanqueidad deficiente. Una de las principales causas es por la vibración de las paredes y derivado de esta consecuencia el sonido se transmite de las juntas que une la estructura a las ventanas hacia el interior.

Para que una ventana tenga una aislación acústica eficaz, es de vital importancia contar con un mecanismo de apertura de cierre hermético, o al menos es lo más recomendado, ya que por donde pasa el aire también pasa el ruido, un ejemplo de ello lo encontramos con las ventanas correderas, mucho menos eficientes en estos aspectos.Muchas veces los propios cajones de las persianas son un espacio por donde el aire entra en la vivienda, al igual que las correderas que no cuentan con un sistema de multiperfilería con separación de rotura.

Un componente esencial en las ventanas es su vidrio que puede ser de varios tipos y en función de sus características puede tener una capacidad de aislamiento acústico menor o mayor, siendo básicamente los vidrios monolíticos, laminados y doble acristalamiento los que se suelen encontrar en el mercado. Principalmente es el doble acristalamiento el tipo de cristal que podemos ver en la gran mayoría de cerramientos.

ATENUACIONES ACUSTICAS en decibelios (dB) del vidrio o cristal para ventanas:

Vidrio monolítico 6mm……………….. 28DB

Vidrio cámara 4/10/4 …………………. 29DB

Vidrio cámara 6/10/4 …………………. 30DB

Vidrio cámara 3+3 (antirruido)/12/4.. 35DB

Vidrio cámara 3+3 (antirruido)/12gas/4… 37DB

Vidrio cámara 5+5 (antirruido)/6/6…. 37DB

Vidrio cámara 5+5 (antirruido)/12gas/8… 39DB

El aislamiento acústico depende en gran medida del espesor del vidrio, aunque no influye enteramente del todo. Los vidrios con cámara ofrecen buenas cualidades térmicas, pero por el contrario no aportan necesariamente unas buenas condiciones acústicas. Debemos procurar que al menos uno de los vidrios tenga un espesor mínimo de 6 mm para asegurar un buen aislamiento acústico. Por otro lado, los vidrios laminados son los más aconsejables cuando nuestra necesidad de aislamiento acústico es alta.

Pero otra parte importante que tenemos que destacar es la influencia del bastidor en el aislamiento acústico en cualquier ventana. El uso de los tapajuntas para lograr este aislamiento es esencial, ya lo hemos comentado antes, de hecho se usan para que su función no sea solo para tapar o cerrar la entrada del aire, sino más bien para amortiguar el sonido y las vibraciones que los genera.

Pero al margen de todos los elementos accesorios a una ventana como pueden ser bastidores, cajones de persianas o incluso las cortinas que podamos colocar delante de estas, el vidrio sigue siendo un componente importante que puede reducir significativamente el sonido, existiendo al menos tres tipos de ventanas:

Ventanas con aislamiento acústico a los ruidos aéreos para menos de 30DB, pudiéndose utilizar todo tipo de perfiles, su instalación se puede hacer con una simple junta, empleándose un acristalamiento monolítico de 6 ó 8 mm de espesor.

Ventanas con aislamiento acústico a los ruidos aéreos para menos de 35DB, caracterizándose en este tipo de cortinas por usar perfiles de madera con una sección que va de entre 55 a 60mm, perfiles sencillos de aluminio sin rotura térmica o bien de pvc.

Ventanas con aislamiento acústico a los ruidos de 35 a 40DB, siendo necesario en estos casos el uso de rotura de puente térmico en sus perfiles para separar la sección exterior de la interior.

Pero con los datos expuestos y dependiendo de las circunstancias exteriores cambiantes, cualquier ventana hoy día puede quedar obsoleta tras los años. En estos casos las cortinas acústicas pueden actuar como un segundo cristal formando una pantalla que aísla tanto térmica como acústica. Pensemos que la temperatura que entra a través del cristal de una ventana aumenta la temperatura interior del hogar. En este sentido las cortinas acústicas multicapas pueden retener esta temperatura durante horas disipándola lentamente durante las horas nocturnas.

Si tiene problemas de aislamiento acústico con sus cerramientos las cortinas acústicas Insoudtex son un complemento que le ayudará a combatir los ruidos molestos, aumenta la calma en la vivienda, reduce los problemas de insomnio y le facilitará la concentración en el estudio.